Me crié en la ciudad de Sao Paulo, en una familia católica. 

 

Como cristiana, siempre he aprendido a ayudar a los demás, mis padres siempre han trabajado para ayudar a los más necesitados. 

 

En lo que atañe a mi formación profesional, soy médico psiquiatra desde 1995 y conocí la Orden hace 16 años, cuando empecé a trabajar en el Hospital San Juan de Dios de Sao Paulo.

 

Hoy tengo 44 años y soy jefa de servicio (directora clínica) del Hospital San Juan de Dios. 

 

Creo que mi relación con la Hospitalidad va más allá de los aspectos meramente profesionales, ya que he entablado relaciones personales y fundamentalmente humanas con los trabajadores, los pacientes y los hermanos del centro.

Compartir este contenido