El Padre Alfredo Campo, Capellán de la Clínica San Juan de Dios de Manizales habla sobre el duelo que transitan algunas personas, tras el fallecimiento de un ser querido, y el acompañamiento como herramienta fundamental del mismo.

“El acompañamiento en el duelo es fundamental. Puede verse presencial, como virtualmente. De la misma manera, tenemos que recordar que Jesús evangelizaba, y a todos los llamaba al conocimiento del reino de Dios, y los invita a entrar a esa dinámica”.

¿Qué es el duelo?

El duelo es el proceso psicológico que se produce tras cualquier pérdida, muerte o ausencia. En otros términos, el duelo proviene del latín ‘Duellum’, que significa el dolor. Es una respuesta emocional y natural a la pérdida de alguien, de algo, que siempre se sigue un proceso, y en el cual hay diferentes reacciones que las personas tienen.

El Duelo, es un dolor del alma. Cuando se pierde a alguien, nos duele el cuerpo, pero ¿qué nos duele? No es un dolor físico, sino, un dolor espiritual muy profundo del ser. Y por eso se dice que es un dolor grandísimo, porque duele hasta el alma.

Tiene una característica, y es que es inevitable. Cuando estamos en un dolor, no se puede evitar. Ante una pérdida, ante una separación, hay dolor. ¿Pero qué pasa cuando hay dolor? Conlleva un sufrimiento.
El sufrimiento tiene diferentes expresiones, y es una experiencia de un “túnel”, en el cual nos encontramos sumergidos a un “túnel”, y este es oscuro. Y por esto, se le llama duelo, porque es oscuro, no se puede definir.

¿Cuál es la mejor terapia para el “túnel”? atravesarlo. Buscar la luz. No se puede hacer otra cosa. Por eso en las etapas del duelo, la principal es el proceso, es algo que tenemos que vivir, que es interior, es un proceso que viven la personas, pero que puede tener varios matices, y es el acompañamiento frente al duelo.

Para saber más sobre este tema de relevancia en nuestra salud mental, los invitamos a ver el siguiente video, programa que hace parte del acompañamiento y sensibilización sobre la salud espiritual de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios. Clínica San Juan de Dios de Manizales.

Mira el video dándole clic al link:

 

Compartir este contenido