La tercera semana del Capítulo General inició con las consultas del Hno. Jesús Etayo, nuevo Superior General.

Este último debe reunirse con varios hermanos con el fin de elegir a los nuevos Consejeros que formarán junto a él, el nuevo Gobierno General. Según marca la tradición, sus primeros interlocutores serán los dos ex superiores generales, el Hno. Brian O’Donnell y el Hno. Donatus Forkan. El día 29 por la mañana se reanudo el trabajo, se realizó una votación para confirmar la designación del Superior General. Seguidamente se presentó las consideraciones de la Curia General para una eventual revisión de los Estatutos Generales y a continuación se dejó un tiempo para tratar los diferentes temas que los capitulares deseen encarar o ahondar.

Al final de la semana, después de la Audiencia del Santo Padre prevista en la mañana del día 1 de febrero, los capitulares trabajarán en el borrador del documento final que retoma las líneas de acción que se han debatido durante los 15 primeros días. El borrador deberá ser aprobado antes del lunes día 4 de febrero, antes de la clausura del Capítulo prevista para el día 6 de febrero.

La víspera de su reelección, al saludar a los colaboradores que participaron en el Capítulo durante una semana junto a los capitulares, el Hno. Jesús invitó a los hermanos y a los colaboradores a construir el futuro de la hospitalidad con esperanza. «Debemos construirlo juntos a pesar de las incertidumbres, los miedos y las dificultades. Debemos estar seguros de que el Señor sigue llamándonos para proseguir la labor que empezó San Juan de Dios.

La Orden siempre tratará de dar las mejores respuestas para servir a las personas y ser testigo de la Iglesia de Cristo. Sigan orando por nosotros para que escuchemos el Espíritu y para que hagamos lo que la Iglesia, los pobres y los enfermos esperan de nosotros, ha afirmado. La mayor revolución que  jamás se haya dado es la de ocuparse más de los enfermos y de los pobres, más que de nosotros mismos, estar dispuestos cada día a cambiar nuestros proyectos porque el hermano que encontramos nos necesita”.

Fuente documental www.capitologeneralefbf2019.org